Lo que Realmente Financia el Proyecto de Solidaridad Tributaria

Por: Germán Felipe Verga
Estudiante de Economía y Ciencias Políticas
Colaborador del Instituto AMAGI
Mucho se ha dicho sobre los efectos del proyecto de Solidaridad Tributaria sobre nuestra economía: por un lado las autoridades gubernamentales argumentan que este proyecto es necesario para “sacar el país adelante”, mientras que las partes opositoras indican que este proyecto tiene, entre sus efectos, el alejamiento  de la inversión extranjera directa y por consecuente una menor creación de empleo. Sin embargo, la reciente campaña de Casa Presidencial intenta vender este nuevo paquete de impuestos utilizando entre sus argumentos que apelan a los estratos de menores ingresos de nuestro país, en donde resalta la siguiente frase: “los nuevos ingresos financiarán servicios para todos como la salud y la educación”. Por desgracia, esto no refleja la realidad del proyecto tributario y tergiversa la verdadera asignación de nuevos ingresos.
Poco se ha dicho sobre cuál es la estructura del gasto público de nuestro país, y aún menos se ha dicho sobre cuáles son las estimaciones de pagos y participaciones de las diferentes partidas gobierno dentro de la producción nacional, específicamente sobre los salarios pagados por el gobierno. De acuerdo con datos del Ministerio de Hacienda, se espera que las partidas por remuneraciones en 2012 sean un 28,29% más elevadas que en el 2010, lo cual es sumamente significativo en un espacio de tan solo 3 años. Utilizando las estimaciones de producción del Banco Central de Costa Rica para 2012 así como los datos del Proyecto de Ley del Presupuesto de la República 2012, podemos crear la siguiente tabla que nos permite visualizar la situación actual.

De estos datos podemos obtener dos observaciones fundamentales. Primero, el 47,34% de todas las remuneraciones pagadas por el gobierno para 2012 serán financiadas por deuda. Ante ello, este rubro de financiamiento por deuda llega a representar un 3,61% del PIB estimado para 2012. Segundo, aun si se repite este mismo cálculo excluyendo las cargas de seguridad social y aportes a los fondos de pensiones y capitalización laboral, puesto que esto contribuye directamente a financiar el sistema de salud de nuestro país, el resultado indica que las cargas por remuneraciones básicas (salarios base, suplencias, y servicios especiales), remuneraciones eventuales (tiempos extra, vacaciones, recargo de funciones y disponibilidad laboral), e incentivos salariales (años de servicio, compensación por restricción al libre ejercicio de la profesión, aguinaldo y otros incentivos) que serán financiadas por deuda el año entrante representan un 3.05% del PIB estimado para 2012. Sin embargo, según el Plan Nacional de Sostenibilidad Fiscal, el proyecto de Solidaridad Tributaria generará ingresos por un 2,5% del PIB. ¿Entonces que financia realmente este proyecto fiscal?
Si asignamos los recursos según urgencia de pago, los nuevos impuestos financiaran salarios. Debido a que el gobierno se estaría endeudando en 2012 por un 3,05% del PIB para poder cubrir los salarios del sector público, el 2,5% de ingresos adicionales que generaría el proyecto fiscal no alcanzaría para financiar dichos rubros, dejando por lado un 0,55% que, aun con el proyecto a su máxima capacidad, deberá ser financiado mediante deuda. Adicionalmente, la Ley de Presupuestos Nacionales establece, en su artículo 6, que establece que el gobierno no puede recurrir al endeudamiento para pagar gastos corrientes, en donde se incluyen las partidas por remuneraciones y salarios, por lo que los nuevos ingresos deberán utilizarse para financiar el gasto corriente.
Por lo tanto, el proyecto de Solidaridad Tributaria viene a “llenar huecos” en la billetera del Estado Costarricense. Es falso que “los nuevos ingresos financiaran servicios para todos como la salud y la educación” ya que los nuevos ingresos serán dedicados a pagar salarios y otros gastos que actualmente se tienen que pagar con deuda. ¿Es esto lo que queremos en Costa Rica, un Estado que utiliza publicidad engañosa para vendernos un proyecto fiscal?

Deje un comentario

Start typing and press Enter to search