Veritas: CCSS y sus ataques a la educación.


“La única cosa necesaria para que triunfe el mal es que la gente buena no haga nada.”Edmund Burke 




En las últimas semanas hemos sido testigos de una serie de ataques sistematicos a la clase baja y media de este país, mediante directrices del Ministerio de Hacienda y de otras dependencias estatales, dirigidas única y exclusivamente a financiar el despilfarro actual y futuro. El último enemigo del Estado , son los estudiantes de las universidades privadas y en particular los residentes de medicina.

La CCSS ha decidido antojadizamente cobrarles aproximadamente entre 400 mil y 1.2 millones de colones por mes a los actuales mas de 650 internos de medicina, farmacia y microbiología. Monto que es a todas luces desproporcionado. La mayoría de los 130 mil estudiantes de las Universidades Privadas, procede de la clase media o baja, son personas trabajadoras o que piden un préstamo para estudiar, con el único deseo de salir adelante y mejorar su condición socioeconómica.

Quienes en particular estudian una ciencia de la salud, en una universidad estatal o privada, son testigos de la dificultad para encontrar un trabajo debido a las extenuantes jornadas de estudio y práctica en hospitales y clínicas estatales. La solución que plantea la CCSS para paliar sus problemas financieros, es la más equivocada, ya que generaría a mediano plazo una carencia de personal de salud. Además según datos proporcionados por miembros de grupos defensores de la educación privada, al año la CCSS se ahorra mas de 12mil millones de colones, gracias a la labor de los internos.

La CCSS además desconoce que el cobro no generaría ganancias sino todo lo contrario, existen 2 posibilidades alternas de resolver el conflicto en las cuales la CCSS y los asegurados, serían los únicos perjudicados.

  1.      Eliminación por parte del Colegio de Médicos, del requisito del internado: Lo cual generaría médicos graduados con ninguna experiencia y no aptos para ejercer, pero legalmente autorizados para hacerlo.
  2.     Realización del internado en otros países: Debido al elevado costo del internado que llegaría a más de $10mil , poco más de 5 millones de colones, los estudiantes podrían optar por hacer el internado en otros países, caso como el de Pánama donde el interno incluso recibe un salario.

Desde  el Instituto Amagi, consideramos que la CCSS esta tomando el camino equivocado y que el permitir que se les cobre a los internos por los servicios que dan, serían abrir el portillo para la paulatina monopolización de la educación en salud, en manos del estado costarricense.


Creemos además que el sistema educativo costarricense debe premiar el esfuerzo y la dedicación, brindar oportunidades reales a quienes desean superarse y no castigar la excelencia.

Deje un comentario

Start typing and press Enter to search